• 17 JUN 16
    • 0
    El factor de protección solar

    El factor de protección solar

     FPS: El baile de los números

    El FPS o Factor de Proteccion Solar, es un índice que determina el grado de protección de un filtro solar frente a la radiación UV.

     

    Establece el tiempo que la piel puede estar bajo el sol sin que aparezca  eritema (enrojecimiento) o quemadura solar.

    Si una piel se enrojece a los 10 minutos de estar al sol a las 12 del medio día de un día de verano, tras aplicarse un filtro solar de factor 10 (fps10) podría soportar 10 veces más sin quemarse, esto suponen 100 minutos algo más de una hora y media.

    Pero el FPS nos orienta respecto a la duración de la exposición en relación con una piel determinada, no con su poder barrera frente a la radiación solar

    Aquí es importante advertir que el valor de la protección frente a la quemadura solar no aumenta de manera proporcional en relación con el FPS.

    Con un FPS de 20 alcanzamos cifras de bloqueo del 93% aproximadamente, que se incrementa más lentamente hasta un FPS de 50′, con el que conseguimos cifras de hasta un 98%. A partir de aquí los aumentos son mínimos, de manera que hoy en día se etiquetan como FPS de 50+ para indicar cualquier valor superior y evitar de esta forma la “carrera” con fines comerciales de FPS cada vez más altos sin significación clínica real .

    Las personas con patologías de la piel agravadas o desencadenadas por el sol, las de fototipos más claros, los niños o las que están bajo tratamientos foto sensibles deben emplear filtros con FPS ultra o muy alta.

    La mayoría de las pieles tienen suficiente con un filtro FPS de 15 a 20, pero aplicado de forma correcta y en cantidad adecuada .

    Los filtros solares deben de usarse sobre la piel limpia y seca unos 30 minutos antes de tomar el sol conviene que la aplicación sea uniforme, sin olvidar las zonas como las orejas o los labios!

    Finalmente dado que en productos testados como “resistentes al agua” se pierde efectividad durante el baño así como en condiciones de sudoración excesiva o de roce de la toallas es imprescindible volver a aplicar cada dos horas si queremos conservar el efecto barrerá indicado.

     

    Factor de protección solar

    Por último decir que los filtros son una ayuda, no una excusa para perseguir un bronceado con poca irradiación.

    Aumentar el tiempo bajo el sol deliberadamente para ponernos morenos con lleva un aumento del tiempo de irradiación que perjudica a la biología celular y que vendrán consecuencias a largo plazo.

     

    Descubre como aplicar cremas en verano y los cuidados de la piel tras las exposición solar.

    Descubre más a en nuestras Redes Sociales:

    Active-Facebook-icon Active-Twitter-icon Google+

    Leave a reply →

Photostream

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies